C/ Valencia, 577– Barcelona –
93 232 45 21 - 616 57 69 85
de lunes a viernes de 10h a 20:30h
dissabtes de 10h a 14h
Tel. de emergencias: 609 816 219
valenciavets@valenciaveterinaris.ne

Enfermedades causadas por las garrapatas y la Importancia de la desparasitación

Enfermedades causadas por las garrapatas y la Importancia de la desparasitación

Las garrapatas son ectoparásitos que se fijan con su mandíbula a la piel del animal y se alimentan de la sangre que succionan. Tienen una gran importancia para el estado sanitario de las mascotas ya que, en ocasiones, estos parásitos pueden transportar en su cuerpo algún tipo de microorganismo, Erlichia, Babesia o Borrelia, que pueden causar  una enfermedad grave en el animal infectado, que en ocasiones, pueden llegar a ser mortales y, además, también pueden transmitirse a las personas.

 

La enfermedad de Lyme o borreliosis, causada por Borrelia burgdorferi puede provocar en el perro infectado los siguientes síntomas: rigidez y dolor muscular y articular, fatiga, fiebre, pérdida del apetito y, en ocasiones, colapso súbito.

La Babesia es un parásito que invade los glóbulos rojos de los perros  y provoca los siguientes síntomas: fatiga, pérdida del apetito, fiebre y orina de color rojo oscuro. Se trata de una enfermedad muy grave y puede resultar mortal.

Los síntomas principales de la Erlichiosis, causada por Erlichia,  incluyen fiebre, pérdida de peso, fatiga y pérdida del apetito. Otros síntomas pueden ser respiración dificultosa o disnea y rigidez de las extremidades. Se trata también de una enfermedad muy grave, que puede ser aguda o crónica, y que puede acabar con la muerte del animal.

 

Es pues conveniente administrarles de manera rutinaria, normalmente una vez al mes, los fármacos adecuados, especialmente durante las estaciones de máxima proliferación de las garrapatas, que suelen ser primavera y otoño. No obstante, por lo general se recomienda administrarlos con una periodicidad mensual durante todo el año

El veterinario le aconsejará cuál es el producto y la pauta de aplicación más adecuados para cada animal, dependiendo de la zona en la que vive y de si se trata o no de una estación de máxima proliferación del parásito.

Es importante cepillar y examinar de manera regular el pelaje de las mascotas, especialmente después de un paseo o una excursión por el campo o el bosque. La mayoría de garrapatas tienden a preferir unas zonas determinadas del animal (habitualmente la parte baja del abdomen, las axilas y la región de los hombros), por lo que éstas deben ser las zonas que hay que examinar en primer lugar. Cuando se detecta una garrapata, es importante asegurarse de extraerla entera, y debe desinfectarse la zona en la que estaban fijadas sus mandíbulas.

No Comments

Post A Comment